Etiquetas

Últimamente me pasas TÚ y hay que joderse.

Sí, hay que joderse.  Que yo ya no estoy para estos putos trotes emocionales. Me aburre eso de tener el corazón en carne viva. Tedio, hastío. PUAJ. Pero tú.
Es un sentimiento a medio florecer, como una palomita al fondo de una bolsa y escondida entre sus pliegues. Hay que joderse que me pases tú. Hay millones de Tú por el mundo, pero no, de entre todos los tú, tenías que ser TÚ.

Yo paso de cantarle a la vida alegorías de esas que apestan a infame felicidad. A la vida le diría yo cuatro cosas:

“Puta caprichosa de los huevos”

Ea.

Anuncios